lunes, 14 de diciembre de 2009

Gastronomía política.




Hace no mucho que he metido la nariz en los asuntos de “la política” con el nivel de compromiso e información que tengo ahora. Leyendo y reflexionando más de lo acostumbrado he desarrollado cierto olfato ciudadano que me permite sentir malos olores del ejercicio y de los intereses finales de la política. Los tufillos a mentiras, manipulaciones y engaños son parte del ambiente que se genera al mesclar los condimentos criollos que aliñan el estado del arte político, y considero que en esta primera vuelta electoral se ha preparado la entrada de un plato de fondo que no huele nada bien.

En cocina no hay nada escrito sobre gustos y en la politiquería ocurre algo similar, así como cuando estamos sentados y obligados frente a un menú de comida que no conocemos, donde no entendemos los ingredientes y las preparaciones, dejamos muchas veces que el tincómetro y el dedómetro tomen el control de nuestra ignorancia y/o indiferencia sobre lo que optamos. Ahora, si ya no es primera vez que vamos a ese lugar, tenemos el derecho de dudar sobre servirnos algo que cuando lo probamos por primera vez, nos dio acidez.

Para muchos hay ciertos ingredientes a los que somos alérgicos o nos hacen mal, y que consumirlos provocaría una reacción interna que nos puede dejar en cama por un buen tiempo. Este problema empeora cuando el menú es de sólo dos platos, con ingredientes idénticos y otros similares a los que tienes intolerancia, son platos decorados de diferente forma frente a los ojos, pero sabes que en el fondo todo viene del mismo origen.

Ante esto, si las reservas energéticas son suficientes, podemos optar libremente por un ayuno que dure el tiempo necesario, hasta que algún plato del menú cambie radicalmente. La otra posibilidad, es simplemente que uno mismo imagine, planifique y preparare un plato. De seguro en un principio no será tan contundente ni decorado como el tradicional, y muchas veces será poco digerible mientras buscamos "la" receta, pero durante ese aprendizaje y hasta el resultado final, tendremos la seguridad de que los ingredientes que contiene son productos de la propia huerta.

¿Alguien nos acompaña a cocinar?

http://www.miocid.cl

Share/Bookmark

No hay comentarios: