jueves, 26 de marzo de 2009

Recuperar lo perdido, ¿Qué dejamos abandonado, cuando crecemos?


Cuando somos niños, lo único que queremos es ser grandes. Soñamos con poder manejar, tener dinero, poder comprar todos los dulces que queramos, queremos poder jugar todo el día, queremos jugar a ser grandes. Pero no somo conscientes del costo de la adultez, que ya inicia los trámites de cobranza en la adolescencia.

Perdemos la capacidad de vivir en la verdad pura, de ver la fecundidad en la amistad, de observar las maravillas de la naturaleza, de respirar nuestra ingenua libertad, de reír sin prejuicios y sin rencores.
Cuando somos pequeños vivimos para ser felices, para decir te quiero, para abrazar y ser abrazados, sólo queremos que nos acaricien nuestros padres, queremos ser libres para correr por el pasto, ojalá descalzo sin cadenas, sin reglas.

Vemos lo que ningún adulto ve, ellos no entienden, una caja no es sólo una caja, es un mundo sin fondo ni fin.La mezcla de agua y tierra, ese barro bien adornado que es evidentemente una torta para mis amigos. Las cuadras de la calle, son largas como la esperanza, y ocultan aventuras que necesariamente debemos explorar en nuestra bicicleta que gracias a un elemento en la rueda trasera, es la mejor moto del mundo.

Que cuesta ser feliz ahora!!! debemos trabajar para comprar un plasma, porque la caja simple y llanamente dejó de ser ese universo eterno, ya no vemos a nuestros amigos en la calle, ya no corremos descalzos por el pasto, ya no construimos castillos ni fosos en la playa, porque tenemos cosas más importantes que hacer, cosas más serias.

Extraño mis juguetes, mi caja de cartón, mis patines, jugar al bate, a la matanza, correr detrás del ladrón para llevarlo a la capacha......

He perdido la capacidad de transformar 15 minutos en un partido de fútbol, o de un campeonato de "bolitas", de hacer de ese trozo de tiempo un recuerdo imborrable para mi memoria.
Ahora debo hacer cosas más serias, porque ahora si soy grande. De a poco agoniza mi infancia, sólo recuerdos quedan, me acompaña la nostalgia del día en que era feliz sólo por querer serlo.

sábado, 14 de marzo de 2009

Educar con diversidad, para la diversidad en diversidad.


La Diversidad… lo diverso… “en la diversidad está el gusto” dice el dicho popular. Una palabra que permite hacer análisis desde lo sustantivo a lo cualitativo, cualidad en términos valóricos indispensables en lo humanizante e incluyente de la diversidad mundial. Más ahora que las tecnologías han destruido las montañas, mares y desiertos, han abierto cosmovisiones ocultas, otras opacadas y algunas frescas y novedosas. El mundo se ha empequeñecido virtualmente, la información avanza cada segundo de manera exponencial y los dogmas excluyentes nadan en un sinsentido agónico y contundente.

El conductismo clásico y operante ya tuvo su época, mantienen su vigencia gracias a su sentido práctico técnico, de carácter simplista en quien no razona más allá de lo que le dejan razonar. Las teorías de las Inteligencias Múltiples de Gardner, la construcción del pensamiento como un andamiaje de Bruner, la sociabilización del aprendizaje y la “zona de desarrollo próximo” de Vigotsky, las etapas del desarrollo de Piaget, el aprendizaje significativo de Ausubel, y otras teorías más han complejizado lo que de por sí es complejo, la mente humana.

El ser “otro ladrillo en la pared” en la escuela ya no se corresponde con el contexto sociocultural que experimenta el joven al salir de la uniformidad escolar y moral, que a su vez es limitante y alienante de lo establecido por el quiebre de fronteras contemporáneo. Su mundo es diverso, globalizado, permisivo, competitivo, materialista y a la vez conservador, excluyente y limitante. El sabe que no es igual a los demás, es diferente a sus padres, a sus hermanos y hermanas, a sus amigos, y al mundo en general. “Existen tantas realidades como observadores” nos dice Matrurana, entonces ¿Estamos enseñando de manera diversa?, ¿Estamos preparando a nuestros niños a vivir para diversidad?, ¿Vivimos en un respeto a la diversidad?

La uniformidad moral impuesta por las religiones, han sido invadidas por la posibilidad de leer, ver y escuchar otras “verdades”, ante las cuales se han desarrollados los más aberrantes maniobras de persuasión, manipulación y castigo a quienes bajo su libertar humana han decidido abrir más caminos para desarrollo personal y colectivo. Torturas, asesinatos masivos, condenas infernales y el rechazo social han sido (y algunas siguen siendo) herramientas de amedrentamiento ante la posible o real “pérdida del rumbo” o del “camino” establecido.

El conservadurismo y la penalización de la libertad del pensamiento, sólo puede ser combatida desde la intervención social y familiar de la humanización con base en la educación. La unica forma de romper la exclusión por las diferencias económicas, culturales y sociales es a través de la demostración a los niños que la integración y la pluralidad de las diferencias es necesaria e indispensable para el avance de la humanidad.

Nuestro país, guste o no guste a quienes temen perder sus privilegios y poder, es permeable a las diferentes filosofías, religiones y posturas que cada uno de los habitantes del mundo pertenece, crea o imagina.

La censura literaria, visual, de expresión artística y de elección son muestras de estos llamados agónicos al cierre de las puestas globales, con pestillos y candados, de fundamentalismos déspotas y obsoletos.

¿Podemos considerar humano y piadoso que una niña de 9 años, que ha sido abusada sexualmente en reiteradas ocasiones por su padrastro, contenga en su útero un feto en desarrollo que amenaza con matarla a la niña, sin considerar además el daño psíquico irreversible ya ocacionado?. Bueno hace unas semanas la Iglesia Católica de Brasil excomulgó a la madre, a los médicos y todo quien hubiese ayudado con el procedimiento de aborto que se le efectuó. Entiéndase por excomulgar como expulsar a alguien de la comunidad de los fieles y del uso de los sacramentos.

Sócrates en sus diálogos sobre retórica con Gorgias, indica que a través de la creencia y la fe se convence al ignorante, mientras que al sabio y culto es a través de la evidencia.

Debemos entender que los procesos humanos son más complejos y ya no basta el misticismo y la creencia ciega para movilizar a la humanidad al desarrollo.

El escenario ha cambiado, cambia y seguirá cambiando eternamente mientra existan librepensadores y aventureros busquillas de los infinitos por qué. Debemos entonces integrar el concepto de diversidad en el quehacer educacional formal e informal, ya que debemos preparar a nuestros niños con herramientas cognitivas y valóricas que le permitan desenvolverse en un mundo que será muy distinto al que en ese momento le quisieron mostrar.

miércoles, 11 de marzo de 2009

¿Por qué es lo que te van a recordar?



¿Te has puesto a meditar sobre lo que será de tí en este mundo terrenal, cuando por A-B-C motivo lo tengas que dejar?

.... busca en ese cajón de tapa ósea que cubre tu centro operativo tu aporte a la humanidad, o seamos más humildes, y hablemos de tu aporte sólo a tu familia, amigos, compañeros de trabajo, conocidos y desconocidos.

¿Cuál es tu proyecto hoy?.... comprar una casa para capitalizar tu dinero, cambiarte de pega para mejores opciones de renta, o ya llegó la hora de cambiar el auto por un modelito más nuevo, o quizás juntar ese dinero para algún postgrado que te asegure un cupo en la paupérrima "elite" criolla.

Bueno.... ¿hasta el momento, que estamos dejando? a parte de esa herencia material que en los carroñeros familiares algún día provocará ese consuelo patético y engañoso de tu muerte.

Por qué esforzarse tanto por acumular algo que todos tienen, porqué basar nuestro éxito en el grosor de la billetera?

...claro de amor no se come, es cierto, pero el dinero no te realiza ni foma como persona, si no al contrario podría ser su efecto, o nadie de acá tendrá a un conocido que desde que recibe un sueldo se ha transformado en una alcancía con patas, procurando ingresar más "morlacos" a su ambicioso culo?

Qué tienes de especial? .... qué es lo que te hace único? porqué trabajas o estudias?....

dime qué es lo que recuerdas de tu fallecido más cercano, abuela o abuelo, padre, hermano o amigo..... te aseguro que no es lo que tenía a su haber, ese recuerdo es lo que te dijo o lo que hizo... eso es lo que nos hace especiales e inmortales.

Las marcas más profundas las dejamos con lo etéreo, con esa arma insustancial que se ancla en tus recuerdos con garras pétreas inamovibles hambrientas de eternidad...

Recuerda eso.... lo que dejas no es lo que has podido comprar.... o juntar o capitalizar. Nadie se acordará ni te admirará por tu cuenta corriente, tus hijos no te amarán por los metros cuadrados de tu casa, ni tus amigos te necesitarán por tus bienes....

Serás únco e indispensable por lo que das sin tener nada que poder dar.... por decir lo que el otro no quería escuchar, pero que lo nocesitaba.... por lo que hiciste sin remunerar.... por lo que soñaste y pudiste alcanzar.

La Condena de la Cuna en Chile



Chile es un país de privilegios, pero no me refiero a los otorgados por la geografía ni en otros temas relacionados con lo natural, me refiero a los privilegios que los humanos, en nuestra cultura nacional tenemos arraigados como un lacra cómoda que sólo unos pocos acceden y que otro grupo aspira y por último, muchos quienes sólo los imaginan o desconocen.La conformación de nuestra identidad nacional es aún un proceso del cual no somos concientes como ciudadanos, debido a la baja participación de la población en la vida política que se ha resumido a lo mediático, es vacuo ideológicamente e impuro en su democracia.

Pasamos de gobiernos fuertes "portalianos" la gran parte del siglo XIX, (el pueblo necesitaba de un estado fuerte, paternalista) para luego pasar a una democracia dominada por la oligarquía criolla, que tuvo luces de cambios con algunos gobiernos radicales y con Frei Montalva en la mitad del siglo XX. Mas la siutiquería nacional, el arribismo, la concentración del poder político y social en unos pocos, se ha cultivado como un hecho inamovible en la clase media nacional, como un parásito que a las mayorías, a mí entender les produce comodidad aspiracional para ser "más" que el resto.

Es un hecho, desde mi punto de vista, indiscutible de que en Chile la meritocracia no existe para todos los quintiles de nuestra sociedad. Para escalar en nuestra sociedad no basta el esfuerzo ni los sacrificios que hagas, debes sumar una serie de características que jabonan tu ascenso, un buen apellido (vestigios de nuestras aspiraciones siúticas aristocráticas), una buena facha dígase; estatura, color de piel y de ojos, una dirección en un buen barrio, etc.No digo que sea esto el corolario de nuestra sociedad aspiracional, pero las desviaciones estándar son las menos, casi ubicadas en un plano legendario.

Estoy cansado de escuchar a quienes tiene un cupo en el sector C y B de nuestra sociedad decir con aires de gran señorío y de mérito que la gente de clase baja es pobre porque "quiere serlo" como si ellos pudieran optar a algo más que lo que la cuna les ha destinado a vivir.
Claro que existen quienes no gustan del trabajo, de los estudios y por ende del sacrificio necesario para el crecimiento, pero eso ocurre en todas las clases sociales nacionales.

Revisemos nuestro entorno, busquemos sinceramente dentro de nuestras familias, en nuestras redes de contacto y escaniemos los hechos y comparemos.

Los invito al siguiente ejercicio hipotético si tres muchachos que han nacido en la misma fecha, con las mismas capacidades y habilidades cognitivas pero en distintos escenarios, uno nace hijo de un alto gerente de un banco nacional, otro nace de padres clase media, cuya madre es auxiliar paramédico y el padre es profesor básico y por último el tercero es hijo de un esforzado cartonero y madre temporera.Imaginemos que el primero es liviano de vida, amigo del televisor y otros vicios. Estudiará en un buen colegio, saldrá de seguro del 4ª medio al día o con un año de atraso, entrará en alguna universidad privada, tendrá redes de contactos que le permitirán un millar de oportunidades para hacer la práctica, conocerá varios lugares del país y del mundo lo que por osmosis le dará un bagaje cultural por muy bruto que sea, saldrá de alguna carrera cerca de los 30 años luego de haber pasado por algunas otras que no le "gustaron", a un puesto poco brillante pero de buen sueldo en alguna empresa de familiares, en donde mantendrá su situación económica ayudado por el auto comprado por sus padres, y demases garantías El segundo ya empeñado en salir adelante, saldrá de 4 medio a la los 18 años de un colegio particular subvencionado, pagado esforzadamente por sus padres intentando de darle las mejores herramientas, asumiendo claramente que ese colegio es uno más de los miles de Chile que no cumple con los niveles mínimos de calidad en Educación, siendo esto el máximo nivel posible de alcanzar con su dinero, entrará a algún instituto estudiar debido a su mal resultado en la PSU. Ahora podemos cuestionar su mal resultado, pero es cosa de informarse un poco antes de llenarse la boca con discursos de esfuerzo y sacrificios. Si toman los diarios y leen los informes los mejores resultados en la prueba de selección universitaria, la mayoría (90%), provienen de colegios particulares, con mínimo un año de preparación en preuniversitario, e incluso con profesores particulares para el rendimiento de este examen. Lamentablemente el nº2 como llamaremos a este joven, estudió donde le tocó, podremos culpar a sus padres por no darle lo mejor, por priorizar otras cosas, etc. Pero el hecho es que sus posibilidades son escasas, a pesar de tener las misma capacidades cognitivas biológicas que nº 1. Ya estamos observando el destino de la cuna en esta hipótesis.Luego de mucho esfuerzo por parte de todos los actores, nº 2 egresará de una carrera técnica, que le permitirá vivir con un sueldo promedio de $300.000, trabajando 10 hrs. diarias y haciendo quizás turnos, con los cuales deberá subsistir. Para mantener un pasar liviano vive con sus padres o abuelos durante muchos años, donde luego varios años alcanza el subsidio del estado para comprar una casa de 700 UF en un barrio alejado de lo urbano, no podrá colocar a sus hijos en un colegio de mejor calidad, ni pagarles un pre-u, a pesar del esfuerzo que le pongan. Podemos agregar a la receta alguna enfermedad en la familia como un cáncer o un accidente que reste el presupuesto familiar a la mitad.El tercer muchacho es el más esforzado de todos, vive en un barrio en donde los servicios básicos son un privilegio, su padre llega diariamente, cuado le va bien, con $2500. Al mes entran fuera de temporada de la fruta, unos 70 mil pesos, y con la madre trabajando unos 180.000. Son 3 hermanos, y no vengamos con discursos que la gente pobre se pone a tener hijos como "conejos", los culpamos de ignorantes y otros adjetivos que a mi parecer son responsabilidad de la sociedad en su conjunto, o ¿en los barrios altos no se dan embarazos no deseados a pesar de todos beneficios? Ese muchacho acude a una escuela municipal, con 43 compañeros de un nivel alto de vulnerabilidad, su entorno es violento, rodeado de vicios y delitos que viven como vecinos indeseables. Estudiar no es fácil, el profesor ya en edad, no puede más con los muchachos, pasar de curso es un trámite. Cerca de la mitad de sus compañeros no comprenden NADA de lo que leen y él lamentablemente entiende un poco más. No hablemos de preuniversitario, de viajes, de cuadernos, de libros para leer, de un computador, de acceso a Internet. Claro!!!, estarán pensando muchos, "pero te apuesto que en la casa, tienen un plasma de no se cuantas pulgadas, cable y un equipo de música mejor que el mío". Todos los que tenemos cierto nivel de formación, entendemos que esto es una contradicción que raya en lo absurdo, ¿pero podemos cuestionar a un joven por lo que hacen sus padres?, ¿tenemos el derecho a decir que se merece esa vida por las aspiraciones materialistas que toda la sociedad vive?, y que sólo en un grupo selecto encaja a la perfección. Como me dijo una vez en padre Berríos, capellán de Un Techo para Chile, las familias de clase baja de la ciudad viven en un mundo que les es inalcanzable y ellos tienen las mismas aspiraciones que todos nosotros, pero están condenados a no poder acceder a una buena educación, a una casa que no se les vuele con el viento, a un mejor barrio, a un auto del año, a tener el refrigerador lleno diariamente. Pero sí el sistema comercial, especialmente el de las tiendas como Hites o Corona, les ofrece a ellos poder alcanzar mediante el crédito a una parte del mundo del cual quieren participar, aunque sea mediante la adquisición de bienes (que de seguro no terminarán de pagar) que de alguna manera los acerca al nº1.Nº3 recién podrá dar la PSU porque hoy el estado paga a los que no pueden darse ese privilegio que en sus bases constitucionales es un derecho.

Estos casos hipotéticos que les he querido presentar son ficticios dentro de una realidad latente, pueden ser en mayor o menor grado, pero dudo que no podamos ubicarnos o ubicar a alguien en este espectro.

La cuna en la que naces, en la realidad social nacional, prácticamente define tu futuro ya que nuestras políticas educacionales se aseguran de que esto sea así, pero no son las únicas culpables, el sistema político tiene sus vicios que aseguran que los poderes económicos y políticos de una u otra forma anden de la mano, división estrictamente necesaria para purificar nuestra democracia. Uno de estos rasgos es el sistema de elección del poder legislativo, el sistema binominal es un óxido a nuestra maquinaria sociopolítica.Los invito a leer un poco, a informarse antes de opinar, de hacer juicios. Abramos la mente a lo profundo, no le temamos a la verdad. Chile es un país que intenta salir del tercer mundo, pero seguimos con sistemas "bananeros" en donde tu origen familiar, apellido, redes de contactos (pitutos), importan más que el esfuerzo.Las capacidades no existen mientras no haya posibilidades que las exploten. La inteligencia y el origen no son para jactarse, son regalos de la vida, coincidencias genéticas que no nos dan el mérito de los que somos, como principio único.

Como dice un amigo "da lo mismo lo inteligente que eres, lo que importa es cómo usas esa inteligencia".

Los que hemos tenido la suerte de nacer en una familia que nos brinda las oportunidades para desarrollarnos, tenemos la responsabilidad de ayudar a quien no las tuvo.